miércoles, 4 de septiembre de 2013

ESTE JUEVES... DOS RELATOS??

Hola chic@s!
A punto ya de comenzar un nuevo curso paso por aquí para dejaros mi aportación de este jueves y de paso contaros, a los que todavía no lo sabéis, que ando metida en un nuevo y muy interesante proyecto literario: la que será mi primera novela y que poco a poco va tomando forma y cuerpo.
¿Que de qué va?  ya os iré adelantando cosillas pero de momento os digo que la podríamos definir como de suspenterror y que mantiene mi línea y mi estilo.

Y volviendo al jueves, esta semana nos dirige magistralmente Charo de ¿Quieres que te cuente? que se estrena como anfitriona juevera. 

Su propuesta:  EL OLVIDO

Y os dejo ya con mis dos aportaciones...




Un poema...

Me olvidé de pensar, me olvidé de decir
me olvidé de querer, me olvidé de sufrir
me olvidé de mirar, me olvidé de vivir
me olvidé de llorar, me olvidé de sentir
me olvidé de callar, me olvidé de reír
me olvidé de matar, me olvidé de fingir
me olvidé de perder, me olvidé de morir
me olvidé de luchar,  me olvidé de prohibir
me olvidé de besar, me olvidé de insistir
me olvidé de escapar, me olvidé de elegir
me olvidé del placer, me olvidé de exigir
olvidé respirar, olvidé ser feliz
me olvidé de enmagiar,  olvidé definir
me olvidé de vencer, me olvidé de escribir

me olvidé de olvidar…  me olvidé de existir.

Y un micro...

Me tienen aquí con razón. Me lo he buscado yo solita. No puedo quejarme ni voy a hacerlo, me toca afrontar las consecuencias de mis actos: acción-reacción… así de fácil, así de simple…
No sé cómo pude descuidarme tanto, soy una profesional… Debí haber acudido al neurólogo en cuanto comencé a notar las pérdidas de memoria, pensé que sería cosa del maldito estrés, de los nervios, de la edad que no perdona y una ya no es ninguna cría… ahora me doy cuenta de que no me encontraba en condiciones, de que no podía trabajar así, de que mi cerebro no funcionaba al cien por cien y  eso en mi trabajo podía ser fatal…
¡Olvidé tantos detalles! Todavía me cuesta creerlo.
Olvidé limpiar las huellas, olvidé el arma del crimen y no recuerdo donde dejé el móvil, creo que se me cayó sobre el cadáver…

Me temo que mis días de asesina a sueldo han acabado.

Más relatos olvidados en casa de Charo


 Como esta entrada está siendo de lo más informativa aprovecho también para avisaros de que en el blog de ORBIS VERBUM... voy a colgar un nuevo poema del libro que no sé muy bien porqué acudió a mi mente cuando leí la convocatoria.
 Por si os apetece pasaros aquí tenéis el link

http://orbisverbum.blogspot.com.es/




26 comentarios:

  1. Me parece que no son dos relatos, sino que es un relato en dos partes. La primera tiene la idea de que vivir implica todas los aspecto que enumeras.
    En el segundo, las consecuencias del olvido, fatales para la asesina a sueldo. Ni ella, con su tal especial ocupación, estaba libre del olvido.
    Tal vez si hubiera dedicado a pensar, a ejercitar su mente, no habría tenido tanto ese problema que la obligará a dejar de ser letal.
    Buena resolución. Muy a tu estilo.

    ResponderEliminar
  2. Me parece que no son dos relatos, sino que es un relato en dos partes. La primera tiene la idea de que vivir implica todas los aspecto que enumeras.
    En el segundo, las consecuencias del olvido, fatales para la asesina a sueldo. Ni ella, con su tal especial ocupación, estaba libre del olvido.
    Tal vez si hubiera dedicado a pensar, a ejercitar su mente, no habría tenido tanto ese problema que la obligará a dejar de ser letal.
    Buena resolución. Muy a tu estilo.

    ResponderEliminar
  3. El micro es genial Tere, ja ja, siempre me sorprendes con tus finales...y es que el olvido no perdona a nadie!Gracias por colaborar y por tu apoyo, un beso. Te deseo mucha suerte con tu novela, ánimo! ¿Por cierto, de dónde sacas el tiempo para escribir tanto? Debes tener algún secreto que no cuentas, je je.

    ResponderEliminar
  4. jajaja ultimamente de damos bastante a las asesinas a sueldo ¿por qué será? Me parece que tenemos a más de uno/a en el punto de vista.
    Un beso.
    Se me olvidó decirte que tu poesía es muy chula. ;-)

    ResponderEliminar
  5. Genial! Me encantas tus micros, Tere! El poema también, claro, pero los micros me pueden, y ya quiero saber de qué va esa novela.

    Saludos!

    ResponderEliminar
  6. Buen poema y muy triste. La historia es cruel y con un final inesperado, muy buena
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  7. Todo me gusta. La lista de olvidos y ese maravilloso relato del estilo que estás perfeccionando cada vez más.

    Besos amiga y que todo siga bien.

    Leonor.

    ResponderEliminar
  8. Hola Teresa, buenas noches,
    el poema es sencillamente fantástico,
    y el relato me encantó,
    volveré por más, me ha gustado mucho el clima que aquí se respira.

    Un cálido abrazo

    ResponderEliminar
  9. Me han gustado las dos cosas, pero el mico es sencillamete magnífico. Corto, preciso y sorprendente. Me ha gustado un montón.
    Te felicito amiga Tere.

    ResponderEliminar
  10. Buen poema y fantástico relato.
    No olvides seguir escribiendo de esta genial manera.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  11. Muchos olvidos entrelazados para abrir boca, luego un micro divertido, esta visto ,que si que inspira el olvido. Buen trabajo.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  12. Me tienes sorprendido. tienes que explicarme lo de la novela más despacito, pero aún no tengo del todo claro lo de Orbis Verbum.
    Pero es jueves, no lo olvido y toca comentar, tanto ese poema de olvidos, la vida nos lleva a un ritmo qie nos hace olvidar lo principal y esa asesina a sueldo olvidadiza ... ¡qué desastre! Casi mejor que la pille la Policía, que será más benévola que algún enemigo.
    Besos, amiga güevera.

    ResponderEliminar
  13. Olvidarse de todo como en el poema trae consecuencias, a veces unos pocos olvidos, también trae ese micro tan audaz y divertido.

    Un beso

    ResponderEliminar
  14. Ambos aportes se complementan, como acotó el amigo Demiurgo. Aunque el relato tiene mucho de tu estilo y de esos finales o giros inesperados. En cuanto a tus proyectos, te deseo éxitos como siempre y cuenta conmigo para la difusión. Como estamos de actividades nuevas!!!
    Besos y saludos a todos los jueveros, aglgún día volveré jeje

    ResponderEliminar
  15. Amiga vaya me han encantado tus dos grandes aportaciones el poema muy bello de verdad y el micro vaya que me ha sorprendido ja... me has hecho reir de lo lindo y de verdad que me encanto

    ResponderEliminar
  16. Uff Tere una aportación mejor que otra, el poema triste y confidente. El micro espectacular como siempre que te leo me gusta llegar al final para ver con qué me vas a sorprender.
    Un besazo amiga!!

    ResponderEliminar
  17. ¡Que buen microoooooooooooo! es que la estoy viendo a la pobre con un planito a modo de chuleta indicandole como, cuando y a quien cargarse ajajajja.
    Besos

    ResponderEliminar
  18. Pese a todo lo que decis haber olvidado: AQUI NO FALTA NADA.
    Te diré mi chica Polenta que has abarcado todo: el microrelato, la poesía y el magazine.... ;) y todo de calidad
    Una genia!!!

    abrazos y besos!!!

    ResponderEliminar
  19. ah.... me olvidaba decirte:
    tu mente está fresca como una lechuga... ;)

    ResponderEliminar
  20. Hola Tere, decirte que el poema está muy bien. Con ese uso reiterado de entrada ¿se llama anáfora? muy típico de los políticos ¿No serás uno? jeje ;-)
    El micro también me ha gustado mucho. Asesina y encima a sueldo. Suerte tenía tu asesina por no estar sin trabajo, con los tiempos que corren.

    Bueno, que nos has gustado mucho. Un besito

    ResponderEliminar
  21. un poema que ay!
    y un micro que jaja
    lindísimos ambos!

    abrazos

    ResponderEliminar
  22. un poema que ay!
    y un micro que jaja
    lindísimos ambos!

    abrazos

    ResponderEliminar

Deja en mis puntos suspensivos tus palabras...